Año 15. Nº 1


FLORA ALTOANDINA DE LA RESERVA LAGUNA DEL DIAMANTE (MENDOZA, ARGENTINA)

HIGH ANDEAN FLORA OF LAGUNA DEL DIAMANTE  NATURAL RESERVE
(MENDOZA, ARGENTINA)

MUIÑO, W. A 1., PRINA, A. O. 2 Y ALFONSO G. L.3

1 Facultad de Ciencias Exactas y Naturales, Universidad Nacional de La Pampa, wmuino@exactas.unlpam.edu.ar

2 Facultad de Agronomía, Universidad Nacional de La Pampa, prina@agro.unlpam.edu.ar

3 Facultad de Ciencias Exactas y Naturales, Universidad Nacional de La Pampa, glalfonso@agro.unlpam.edu.ar

RESUMEN

Los ecosistemas de alta montaña presentan una rica biodiversidad con frecuencia amenazada por las actividades humanas. En Argentina aún se desconoce la composición de la flora vascular de algunas áreas de la cordillera de los Andes convertidas en la actualidad en reservas naturales. En este estudio se presenta una prospección de la flora altoandina de la reserva Laguna del Diamante (Mendoza, Argentina) realizada a lo largo de una transecta cuyo punto de origen se estableció en los 2300 m.s.n.m. y que concluyó en los 3285 m.s.n.m. en los alrededores de la laguna homónima. Se presenta aquí un catálogo completo de la flora vascular así como una clasificación de acuerdo con sus formas de vida de Raunkiaer y su origen geográfico.

Palabras clave: flora andina, fitogeografía, biodiversidad, endemismos, Viola roigii.

SUMMARY

High mountain ecosystems exhibit a high biodiversity often threatened by human activities. In Argentina, floristic composition of some Andean areas is still unknown. In this work a research of High Andean flora from Laguna del Diamante Reservation (Mendoza, Argentina) is studied. It was made along a transect from 2300 msl to 3285 msl in the surroundings of the homonymous lake. A complete plant list and a classification according to their biological life forms and geographical origin is presented here.

Key words: Andean flora, phytogeography, biodiversity, endemism, Viola roigii.

INTRODUCCIÓN

Las regiones de alta montaña del planeta presentan en su mayoría una alta biodiversidad específica y albergan una cantidad importante de especies endémicas. Se estima que en ellas habitan entre 8 000 y 10 000 especies de plantas superiores (Körner 1999).

Para los Andes centrales de Argentina y Chile se han publicado varios trabajos relacionados con la composición, la diversidad florística y  la vegetación (Böcher & al. 1963, 1968, 1972; Teillier et al, 1994, Cavieres & al. 2000; Muñoz Schick & al. 2000; González Loyarte & Peralta 2004; Méndez 2004, 2007, 2009, 2010; Méndez & al. 2006; Morici & al. 2010), sin embargo, persisten muchas áreas aún no estudiadas y algunas de ellas presentan un interés mayor por tratarse de reservas naturales.

La Reserva Laguna del Diamante está ubicada en el departamento San Carlos, en el centro oeste de la provincia de Mendoza entre los 34° 10’ S y 69°41’ W. Posee una superficie de 192.000 has y fue creada el 27 de octubre de 1994 con el propósito de conservar el ambiente crítico que representa. En el extremo oeste de la reserva se encuentra el volcán Maipo con una altitud de 5323 m.s.n.m. y al pie de él, en el sector oriental, la laguna del Diamante a 3250 m.s.n.m. con una extensión de 14 km2 que constituye una importante reserva de agua dulce. La precipitación media anual, pluvial y nival, alcanza a los 500 mm y en un amplio sector de la reserva los suelos permanecen congelados durante gran parte del año.

Esta área protegida se corresponde con la provincia fitogeográfica Altoandina (Cabrera 1971) con una vegetación variable según las áreas consideradas. Así, en los sectores de laderas predomina una vegetación arbustiva formada por Adesmia spp., Anarthrophyllum elegans y Schinus odonelii, mientras que en las cimas de los cerros los elementos dominantes son los caméfitos en cojín pertenecientes a diversas familias botánicas. En los valles intermontanos se disponen estepas de gramíneas de Poa holciformis, Deschampsia venustula y Pappostipa chrysophylla, mientras que en las vegas de altura son características las hierbas perennes en cojín, Oxychloe bisexualis y Patosia clandestina.

La importancia de la Reserva está fundamentada por la presencia de endemismos biológicos (García 2007) y por la presencia de la laguna del Diamante, uno de los reservorios de agua más destacados de la provincia de Mendoza. Sin embargo, sancionada la ley con la cual se creó este espacio protegido diferentes actores sociales se continuaron realizando actividades que representan un riesgo para la estabilidad de sus ecosistemas ya de por sí frágiles. En este sentido, como regla general se ha establecido que una de las causas de la fragilidad de los ecosistemas de alta montaña se debe al rápido incremento de la escorrentía superficial que ocurre a medida que aumenta la altitud debido a un aumento simultáneo de las precipitaciones y una drástica disminución de la evapotranspiración (Körner 2000).

En esta área natural aún se desconoce con detalle la diversidad florística, situación que pone de manifiesto una necesidad ya expresada por la Dirección de Recursos Naturales Renovables de Mendoza a través del personal del Servicio de Guardaparques, por lo tanto se espera que este trabajo constituya una contribución al conocimiento de la flora regional.

El objetivo de este trabajo es, por consiguiente, relevar la flora altoandina de la reserva, caracterizar los tipos biológicos (formas de vida) y el origen geográfico de los taxones y establecer los índices de biodiversidad con el fin de obtener valores comparativos con otras reservas naturales.

MATERIAL Y MÉTODO

En diciembre de 2009 y febrero de 2010 se llevaron a cabo sendas expediciones a la Reserva Laguna del Diamante en el marco de un proyecto financiado por la Myndel Botanica Foundation, la Facultad de Agronomía de la Universidad Nacional de La Pampa y la Dirección de Recursos Naturales Renovables de la provincia de Mendoza. En dichas campañas se efectuaron colectas botánicas a lo largo del gradiente de altitud que establece el camino que va desde el puesto de guardaparques General Alvarado (2300 m.s.n.m.) pasando por el punto de altura máxima de Pampa de los Avestruces (3620 m.s.n.m.) hasta el refugio ubicado en las orillas de la laguna del Diamante (3285 m.s.m.n.) y en los ambientes aledaños que justificaban su prospección en función de las características del suelo, drenaje superficial y orientación de las laderas. Todas las excursiones se llevaron a cabo con la colaboración de los guardaparques quienes brindaron su amplio conocimiento de la región. Los ejemplares fueron herborizados e identificados taxonómicamente y se encuentran depositados en el herbario de la Facultad de Agronomía de la Universidad Nacional de La Pampa (SRFA), la mayoría de ellos con duplicados en los herbarios del Instituto de Botánica Darwinion (SI) y del Instituto de Botánica del Nordeste (CTES).

Los índices de biodiversidad a nivel de familias, géneros y especies y taxones infraespecíficos se calcularon como el cociente entre el número de taxones y el logaritmo natural de la superficie en km2 (Squeo et al. 1998).

RESULTADOS

La flora de la reserva está constituida por 42 familias botánicas, 117 géneros y 194 taxones específicos e infraespecíficos, cifras que en forma discriminada por familia se detallan en la Tabla 1. Asteraceae es la familia con mayor número de representantes, alcanzando un 17 %, seguida por Poaceae, Fabaceae, Verbenaceae y Brassicaceae. El resto de las familias representan cada una menos de un 4 % en la composición total. El catálogo de las especies ordenadas por divisiones, clases y familias se presenta en el Apéndice 1; en el mismo se indican además, para cada especie,  las formas de vida de Raunkiaer y las localidades de la reserva donde fueron observadas.

Con respecto a las formas de vida de Raunkiaer, los hemicriptófitos representan casi el 44 % seguidos por los caméfitos (17,5 %), terófitos (16 %) y nanofanerófitos (10,5%). Los caméfitos pulvinados alcanzan al 6 % y los geófitos al 4%. Los valores absolutos del espectro de tipos biológicos se presentan en la Tabla 2.

En cuanto al origen geográfico destacan un elevado grado de endemismos del Cono Sur (Argentina y Chile), los que alcanzan a un 70,3 % de la flora analizada; así como un escaso porcentaje de especies adventicias (introducidas) (4,8 %); las nativas no endémicas contribuyen con el 24,9 % restante (Tabla 3).

En la Tabla 4 se exponen los índices de biodiversidad correspondientes al área objeto de estudio comparados con los de la provincia de Mendoza, de la República Argentina y el área comprendida por el “cono sur” (Zuloaga et al. 2008). En la Reserva Laguna del Diamante se encuentra más del 40% (IBf= 5,55) de las familias de plantas vasculares del territorio provincial y el 15% de las familias que crecen en el territorio argentino. Respecto a los géneros, en la Reserva Laguna del Diamante se encuentra el 21%  (IBg=16) de los géneros presentes en Mendoza y comprende el 6% del total de los géneros de la Republica Argentina. En tanto a nivel de taxones específicos e infraespecíficos para la Reserva implica el 18% (IBe=26,33) del total correspondiente a la Provincia de Mendoza y el 0,18% del total de especies que crecen en territorio argentino.

El estado de conservación actual de la flora de la Reserva varía según el sector que se analice. Los sitios más alterados son aquellos donde la presión antrópica ha sido continua; lo que conlleva a aumentar los riesgos naturales que presentan los ecosistemas de alta montaña.

En este sentido se identifican tres factores que están incidiendo negativamente sobre la conservación de la riqueza y la diversidad de flora vascular de la Reserva:

1. La presencia de emprendimientos mineros en actividad conjuntamente con los predios de las canteras ya abandonadas.

2. La actividad de pastoreo permanente en las vegas y a lo largo de los arroyos por parte de ganado exótico que proviene de establecimientos ganaderos ubicados fuera de la reserva.

3. Si bien se trata de un impacto con menor intensidad, la presencia de turistas que desarrollan la pesca deportiva.

DISCUSIÓN

En el área estudiada las familias con mayor representatividad son coincidentes con las registradas en regiones montañosas cercanas (Teillier et al, 1994, Cavieres & al. 2000, Méndez 2009, Morici & al. 2010).

El régimen termo-pluviométrico riguroso al que se ve sometida la vegetación da como resultado un paisaje en el que predominan los tipos biológicos de alta montaña (Raunkiaer 1934). De este modo la mayor representatividad está dada en primer lugar por los hemicriptófitos seguidos por los caméfitos. De este último grupo, aproximadamente la cuarta parte está constituido por caméfitos pulvinados.

Es importante destacar el alto porcentaje de endemismos de los Andes del Cono Sur presentes en el área. Si dentro de este grupo se considera que cerca de un 10 % está constituido por endemismos de distribución restringidos, esta composición justifica la realización de las tareas de conservación biológica que ya se están llevando a cabo en el área y otras que tengan como objetivo preservar las especies vulnerables de las áreas más afectadas por la intervención humana. También es importante la escasa presencia de especies adventicias lo que denota que el impacto antrópico es aún de baja intensidad.

Si se comparan los índices de biodiversidad con los estimados en otras reservas naturales con vegetación altoandina se observa que los valores para la Reserva Laguna del Diamante son menores (Gandullo & al. 2004, Alfonso y Prina 2009). No obstante, esta condición no actúa en desmedro de la importancia del sitio como área protegida ya que su reservorio de agua dulce, las comunidades biológicas que alberga y un importante número de endemismos restringidos entre los que se mencionan a Menonvillea spathulatha, Viola domeykoana y Viola roigii justifican la existencia de este espacio de conservación de la biodiversidad. En este sentido cabe destacar además que esta última se presenta aquí como nueva cita para la provincia de Mendoza.

Los efectos negativos ocasionados por las actividades humanas sobre la biodiversidad de la Reserva también fueron observados con diferentes niveles de impacto en otras áreas protegidas del mundo (Roquero 1968, Körner 2000).

AGRADECIMIENTOS

Los autores desean expresar su agradecimiento a la Myndel Botanica Foundation, a la Facultad de Agronomía (UNLPam) y a la Dirección de Recursos Naturales Renovables de la provincia de Mendoza; también a Graciela Mónaco y al cuerpo de Guardaparques de la Reserva Laguna del Diamante. A Nicolás García se le agradece la identificación de Famatina herbertiana.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

ALFONSO G. L. Y A. O. PRINA. 2009. Catálogo florístico de la Reserva Lagunas de Epu Lafquén, departamento Minas, provincia de Neuquén, Argentina. Ernstia 19 (2): 109-136.

BÖCHER, T. W., J. HJERTING & K. RAHN. 1963. Botanical studies in the Atuel Valley area, Mendoza province, Argentina. Dansk Bot. Ark. 22: 1-115.

BÖCHER, T. W., J. HJERTING & K. RAHN. 1968. Botanical studies in the Atuel Valley area, Mendoza province, Argentina. Dansk Bot. Ark. 22: 116-184.

BÖCHER, T. W., J. HJERTING & K. RAHN. 1972. Botanical studies in the Atuel Valley area, Mendoza province, Argentina. Dansk Bot. Ark. 22: 195-358.

CABRERA, A. L. 1971. Fitogeografía de la República Argentina. Bol Soc. Argen. Bot. 14 (1-2).

CAVIERES L. A., A. PEÑALOZA Y M. K. ARROYO. 2000. Altitudinal vegetation belts in the high-Andes of central Chile (33°S). Revista Chilena Hist. Nat. 73: 331-344.
GANDULLO, R. E. MALETTI Y A. M. FAGGI. 2004. Diversidad florística del Parque provincial Copahue, Neuquén, Argentina. Bol. Soc. Argen. Bot. 39 (3-4): 265-281.

GARCÍA, N. 2007. Cinco nuevos registros para la flora vascular de Chile continental. Gayana Bot. 64 (2): 184-191.

GONZÁLEZ LOYARTE, M. M., & I. E. PERALTA. 2004. Flora y vegetación de la cuenca del río del Pachón (Calingasta, San Juan, Argentina). Bol. Soc. Argen. Bot. 39 (3-4): 283-300.

KÖRNER, C. 1999. Alpine Plant Life. Functional Plant Ecology of High Mountain Ecosystems. Springer–Verlag, Berlin. 338 pp.

KÖRNER, C. 2000. The Alpine life zone under global change. Gayana Bot. 57 (1): 1-17.

MÉNDEZ, E. 2004. La vegetación de los Altos Andes I. Pisos de vegetación del flanco oriental del Cordón del Plata (Mendoza, Argentina). Bol. Soc. Argen. Bot. 39: (3-4): 227-253.MÉNDEZ, E. 2004. La vegetación de los Altos Andes I. Pisos de vegetación del flanco oriental del Cordón del Plata (Mendoza, Argentina). Bol. Soc. Argen. Bot. 39: (3-4): 227-253.
MÉNDEZ, E. 2007. La vegetación de los Altos Andes II. Las vegas del flanco oriental del Cordón del Plata (Mendoza, Argentina). Bol. Soc. Argen. Bot. 42 (3-4): 273-294.
MÉNDEZ, E. 2009. Biodiversidad de la flora del flanco oriental del Cordón del Plata (Luján de Cuyo, Mendoza, Argentina). Catálogo florístico. Bol Soc. Argen. Bot. 44 (1-2): 75-102.
MÉNDEZ, E. 2010. La vegetación saxícola y de taludes del flanco oriental del Cordón del Plata (Luján de Cuyo, Mendoza, Argentina). Bol. Soc. Argen. Bot. 45 (1-2): 119-147.
MÉNDEZ, E., E. MARTÍNEZ CARRETERO & I. PERALTA. 2006. La vegetación del Parque Provincial Aconcagua (Altos Andes Centrales de Mendoza, Argentina). Bol. Soc. Argen. Bot. 41 (1-2): 41-69.
MORICI, E. F. A., A. PRINA, G. L. ALFONSO Y W. MUIÑO. 2010. Flora y vegetación del valle superior del río Atuel (Mendoza – Argentina). Bol Soc. Argen. Bot. 45 (1-2): 109-118.
RAUNKIAER, C. 1934. Life forms of plants and statistical plant geography. Oxford Univ. Press. 632 pp.
ROQUERO, M. J. 1968. La vegetación del Parque Nacional Laguna Blanca (Estudio Fito-Sociológico Preliminar). Anales de Parques Nacionales 11 (2): 129-207.
SQUEO F. A., L. A. CAVIERES, G. ARANCIO, G. E. NOVOA, O. MATTHEI, C. MARTICORENA, R. RODRÍGUEZ, M. T. K. ARROYO Y M. MUÑOZ. 1998. Biodiversidad de la flora vascular en la Región de Antofagasta, Chile. Revista Chilena Hist. Nat. 71: 571-591.
TEILLIER, S., A. J. HOFFMANN, F. SAAVEDRA & L. PAUCHARD. 1994. Flora del Parque Nacional El Morado (Región Metropolitana, Chile). Rev. Gayana Botánica Vol. 51. Nº1:13-47.
ZULOAGA, F. O, O. MORRONE Y M. BELGRANO (Eds). 2008. Catálogo de las plantas vasculares del Cono Sur. Monogr. Syst. Bot. Missouri Bot. Gard. 107. Missouri Botanical Garden Press. St. Louis, MO. USA. Vol. I 983 pp.


Citar este artículo como:
Muiño, W.A., A. O. Prina & G. L Alfonso. 2012. Flora altoandina de la Reserva Laguna del Diamante (Mendoza, Argentina). Chloris Chilensis.
Año 15 N°1. URL: www.chlorischile.cl


Volver a la portada